Mocos y aceites esenciales

MOCOS Y ACEITES ESENCIALES

Los mocos y la mucosidad aparecen siempre ante un resfriado y una gripe, pero ¿por qué aparecen y por qué se forman?

Cada otoño y cada invierno suele ocurrir lo mismo, con la llegada del frío, el cambio de estación y también el cambio de hora nuestras defensas tienden a debilitarse, lo que unido a los cambios de temperaturas influyen de manera más o menos decisiva en la aparición de los catarros y resfriados.

Cuando se coge un resfriado, un catarro o la gripe, uno de los síntomas más comunes es la aparición de mocos, que tienden a aparecer unos días después de que aparezcan las molestias en la garganta.

¿Qué son los mocos?

Los mocos son sustancias viscosas que el organismo produce como método de protección de determinadas superficies de nuestro cuerpo. En el caso de los mocos que surgen ante la presencia de una gripe o de un resfriado, éstos surgen para defenderse de las bacterias y es una mucosidad respiratoria. La mucosidad es producida por un tipo de células con el nombre de caliciformes.

El moco es segregado por las membranas mucosas, y está compuesto por altas concentraciones de anticuerpos y por una mezcla de glicoproteínas y de proteoglicanos, con funciones protectoras en el organismo.

Aunque también encontramos otros tipos de moco en otras partes del organismo, como por ejemplo en el cuello uterino de las mujeres, en el estómago, en los pulmones y en el colon.

¿Por qué se forman los mocos?

A diferencia de lo que pueda llegar a pensarse, y si bien es cierto que tienden a ser bastantes molestos, lo cierto es que el moco es una sustancia completamente natural, de origen biológico, que siempre encontramos en las mucosas. De hecho, siempre los encontramos en la nariz, pudiendo cambiar de color, consistencia, textura y olor dependiendo de la causa que cause su aparición excesiva. En este sentido, podemos identificar varias de estas causas:

– Virus: Son los mocos que aparecen por un resfriado común o por una gripe. Estos virus tienden a atacar las membranas nasales y las debilita. El organismo, como forma de deshacerse de todos estos virus y bacterias, genera un exceso de mucosidad para expulsarlos.

– El frío: Si en algún momento se pasa mucho frío es probable que también se produzca la aparición de mocos porque el cuerpo necesita que el oxígeno que entra en los pulmones se encuentre siempre a una temperatura no muy baja, si no el cuerpo envía un mayor número de emisiones sanguíneas con el fin de calentar la zona de la nariz. Esto produce un calentamiento del aire, pero como resultado nos produce una gran cantidad de mucosa en la nariz.

– Alergias: Como consecuencia de reacciones alérgicas, lo que causan unos efectos que en esencia recuerdan mucho a la mucosidad producida por la gripe o por el resfriado. A diferencia de los virus y bacterias, los estornudos y la mucosidad producidos por la reacciones alérgicas no son contagiosas.

– Llorar: El llanto también nos produce moco, ya que la membrana nasal se estimula y como consecuencia libera mucosidad de forma muchísimo más rápida.

Aromaterapia para tratar los mocos

RC y Raven

RC y Raven

Cuando uno empieza a usar aceites esenciales, enseguida se da cuenta de que se pone menos enfermo. Esto se debe a que muchos de los aceites esenciales estimulan el sistema inmunitario. Hay pautas muy sencillas que podemos hacer sin ningún tipo de esfuerzo y que nos serán de gran ayuda. Por ejemplo,  en épocas de contagio, podemos desinfectar la casa con aceites esenciales antisépticos poniendo en el difusor mezclas de aceites esenciales como Thieves o Purification. También lo podemos poner un rato por la mañana con algún aceite estimulante como eucalipto radiata y limón, y por la tarde unos que relajen, como la lavanda y la  naranja, entre otros.

Qué aceites esenciales se pueden usar para los mocos

Eucalipto radiata es anticatarral, expectorante y ayuda a ablandar los mocos. Es específico para usar con niños.

Aceites esenciales de limón, albahaca, abeto balsámico  de Idaho, pino y árbol del té para ayudar a eliminar el moco y respirar mejor.

Ravintsara es un potente antibacteriano, antiviral, expectorante y anticatarral. Estimula el sistema inmunitario y el sistema nervioso. Se puede usar en caso de resfriado, gripes, bronquitis, otitis, mocos y cuando hay tos. También ayuda a conciliar el sueño y a dormir mejor.

Romero quimiotipo 1.8 cineol y Eucalipto globulus son  expectorantes.

Mirto es descongestionante de los pulmones y de los senos nasales.

Se pueden usar las mezclas específicas de aceites esenciales para resfriados y mocos:

R.C.  que contiene mejorana, eucalipto blanco, eucalipto limonero, eucalipto radiata, menta, ciprés, picea, pino, arrayán y lavanda.

RAVEN que contiene ravintsara, gaulteria, eucalipto radiata, limón y menta.

Roll-on Breathe Again que contiene eucalipto staigeriana, eucalipto blanco, eucalipto radiata, eucalipto azul, laurus nobilis, menta, copaiba, mirto, chipre azules, rosa mosqueta.

Cómo usar los aceites esenciales para los mocos

Prevención

En épocas de contagio poner en el difusor Thieves para estimular el sistema inmunitario de la familia y matar gérmenes que pueden estar en el ambiente.

Además, aplicar cada mañana y noche Thieves diluido en la planta del pie como preventivo y estimulante del sistema inmunitario.

Cuando ya se tiene resfriado y mocos

Seguir usando Thieves o ImmuPower para estimular el sistema inmune y ayudar a eliminar los gérmenes, tanto en el difusor como en la planta de los pies. También se puede aplicar a lo largo de la columna vertebral donde se pueden acumular bacterias y virus.

Aplicación tópica

Para aplicar de una manera sencilla, eficaz y segura los aceites esenciales en bebés y niños, haz un suave masaje sobre la zona de la garganta, el pecho, la espalda y la planta de sus pies

Recuerda siempre diluir tus aceites esenciales en un aceite vegetal o V-6 para no irritar su piel.

Puedes poner 2 gotas del aceite esencial de tu elección diluido en un poco de aceite vegetal, de 3 a 5 veces al día, durante 3 – 5 días.

Lo mejor es alternar la forma de aplicación, una vez en el pecho, otra vez en la espalda y otra en la planta de los pies.

Si quieres preparar tu propio Vick Vaporub natural, cuya receta que compartí el invierno pasado puedes pararlo con estos ingredientes:

  • 3 gotas de eucalipto radiata
  • 3 gotas de R.C.
  • 3 gotas de limón
  • 1 cucharada de aceite de coco
  • Poner en un bote de cristal todos los ingredientes, mezclar y reservar para cuando haga falta.

Difusión atmosférica

Cuando usas un difusor en la habitación de un bebé de poquitos meses tienes que usarlo de forma discontinua para no cargar demasiado el ambiente o encenderlo en la habitación cuando el bebé no esté y apagarlo antes de acostarlo.

  • Para bebés de 0 meses a 6 meses: 2 gotas de la mezcla RC o Raven ó 1 gota de mirto + 1 gota de aceite esencial de limón.
  • Para bebés de más de 6 meses a 3 años: 3 gotas de la mezcla RC ó 3 gotas de los aceites esenciales simples de elección.
  • Para niños a partir de los 3 años puedes poner 6 gotas de los aceites esenciales de tu elección en el difusor.

¿Cuáles son tus trucos para el invierno con aceites esenciales?

Si estás lista para hacer tu pedido de aceites esenciales, puedes hacer click  aquí 🙂.

Me encantará poder ayudarte a aprender a usar aceites esenciales contigo misma y con tu familia.

Kit Inicio de Lujo de aceites esenciales

Kit Inicio de Lujo de aceites esenciales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *